SURVIBE Diary: San Antonio – #1 Station (1/3)

survibe_san_antonio

La sabiduría que te da graduarte en la escuela de la vida te dice que puedes planear un viaje todo lo que quieras sobre el papel, que sobre la marcha el cuento cambia. Nada de lo que habías planeado con tu inocente guía en mano es comparable a lo que te aguarda en la impredecible pero excitante carretera, con sus rincones oscuros y sus tramos más que fluidos. Un contraste de sensaciones que son los que acaban haciendo de un viaje algo para recordar. Los chicos de Survibe han empezado su travesía en San Antonio, y son el ejemplo vivito y coleando de que los imprevistos son la salsa de cualquier road trip. Los 3 llegaron a San Antonio después de 19 horas de viaje entre aviones y coche, y por fin, pudieron inaugurar el proyecto que tanto tiempo habían estado preparando.

Una vez ahí, les esperaba su primer partner, LUMINARIA, que les organizó el alojamiento en la casa de dos artistas del barrio, Luis y Kim. Imaginaros: la típica casa de una planta en un barrio americano de película, con su mecedora en el porche y patio trasero en el que ver a los niños crecer. Idílico a lo american way of life. La ubicación era excelente, en el Southtown Arts district, junto al primero de los muros que tenían que pintar.

A la mañana siguiente, dieron el paseo de reconocimiento de rigor y se empezaron a encontrar piezas de artistas locales como Sheck y Soulplast e incluso internacionales como su amiga Paola Delfín. Poco a poco, se fueron adentrando en el downtown, y vieron cómo la influencia mejicana llena las calles de colores y un cartelismo handmade muy fino. En esta ciudad de Texas, el arte se esconde en cualquier rincón y empezaron a sentirse integrados en el mood: el viaje a empezado, y las ganas de pintar iban en aumento.

Eso sí, la gente habla un idioma muy extraño, la Tex-Mexeada, y cualquier parecido con el inglés que traen de España es pura coincidencia. De repente, les contacta Anthony de LUMINARIA, un artista local motivadísimo, para hacerles una propuesta: un tour por la ciudad del taco dentro de un enorme carro texano. Y por supuesto, aceptaron, igualando su nivel de motivación.

Al dia siguiente, después de conocer al equipo de LUMINARIA y a Andy e Yvette, los patrones y creadores del Southtown Arts district, los chicos empezaron a dar forma a su primera aportación al barrio pintando un muro colaborativo entre Sabek y Joan Tarragó. Por fin, llegó el momento que estaban esperando desde que el proyecto se gestó en España y hasta que se ha hecho realidad. La temática de la primera obra, estaba clara: un pequeño homenaje a la fauna y flora de la región, con gran protagonismo del ‘grackel’, un pájaro local con habilidades motoras mermadas.

 

Este será el leiv motiv del viaje, procesar los elementos socioculturales de la región en la que estén, para crear su propia visión de ello. Integrarse en el entorno. Las ganas acumuladas hicieron de esta colaboración improvisada algo muy fluido, terminándola el mismo día. Y para celebrarlo, su nuevo mejor amigo Anthony monta a los recién llegados un festín con BBQ, cervezas, risas y descanso merecido.

Continue…

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.